Cuando los problemas se suman: tratamientos  interdisciplinares

 

smile-2

A menudo, en la vida real, los problemas dentales, de oclusión y estéticos se presentan combinados, es decir, que en un mismo paciente, además de tener un mal encaje dental con los dientes torcidos y una sonrisa pobre, suele haber otros problemas asociados. Desde faltar algunos dientes que se perdieron muchos años atrás, a sufrir una periodontitis con reducción del soporte óseo, a levar unas prótesis antiguas en mal estado y con un diseño comprometido o tener unos huesos maxilares de tamaño marcadamente diferente entre ellos. Los problemas mencionados pueden presentarse aislados o combinados, y en magnitudes e intensidades variables, aumentando en frecuencia y complejidad a medida que aumenta la edad de los pacientes.

La única manera razonable de abordar estas situaciones es mediante la implementación de tratamientos dentales que combinen diferentes disciplinas.  Estos tratamientos combinados de diferentes especialidades se conocen dentro de la profesión como tratamientos interdisciplinares o multidisciplinares, A menudo la ortodoncia tiene un papel relevante, junto con la implantología, periodoncia, prótesis y cirugía ortognática.

Son, pues, tratamientos en los que interviene más de una disciplina dental, se llevan a cabo en equipo y siguiendo un plan consensuado entre los integrantes del mismo, y se ejecutan de manera coordinada y secuenciada. Es muy importante resaltar que no se trata de que cada disciplina dental implicada vaya haciendo su trabajo independientemente de las demás. Otra ventaja a destacar de los tratamientos multidisciplinares es que el valor del resultado final obtenido es mayor que el de la suma de las partes implicadas; es decir, que la calidad de los resultados que se obtiene combinando coordinadamente las diferentes especialidades es mayor que el que se conseguiría si cada disciplina obrara independientemente en las otras.

Para hacer más comprensible la odontología  multidisciplinar a los pacientes recurrimos a un ejemplo muy gráfico: las rehabilitaciones de inmuebles, esas “obras” que quien más o quien menos ha tenido que hacer en un piso, una casa o un local. Cuando se hacen reformas extensas en una casa también hay un proyecto inicial en el que se describen, por áreas, los trabajos a realizar. En la ejecución del proyecto intervendrán diferentes industriales, como instaladores eléctricos, carpinteros, albañiles, cristaleros, frigoristas, etcétera, y por supuesto, todos ellos trabajarán coordinamente bajo la supervisión de un contratista o un arquitecto.

 

 

  • ¿Cómo se empieza un tratamiento  multidisciplinar?

 

Lo primero que necesitan oír las personas que acuden con bocas en muy mal estado es que su problema tiene solución, y para corroborarlo no hay nada mejor que mostrarles los resultados obtenidos en casos similares al los suyos. Algunos pacientes están muy preocupados, incluso alarmados, por los cambios que se han producido en sus bocas en un corto período de tiempo.

A la primera visita informativa le seguirá la segunda parte para realizar el examen clínico y la toma de registros . A partir de toda la información recogida, se redacta “la hoja de ruta”, el plan de tratamiento a seguir entre los diferentes dentistas implicados en su realización, del todo imprescindible en la odontología  en equipo. En él se detallarán:

 

  • Los problemas presentes-cuánto espacio falta para alienar los dientes, cómo se relacionan las arcadas dentales entre ellas, las enfermedades de las encías, los dientes que faltan, si hay deformidades dentofaciales, etcétera.
  • Los objetivos a alcanzar -qué se va a arreglar.
  • Las limitaciones al tratamiento –qué problemas pueden surgir y cuáles serán sus soluciones
  • El tipo de aparatos a utilizar.
  • La duración estimada de la ortodoncia.
  • El coste total del tratamiento.
  • La secuencia de actuación de las diferentes especialidades que intervendrán.

Si necesitas una valoración personalizada, no dudes en contactar con nosotros. 

Clinica Birbe

Clinica Birbe