Muchas personas asocian una buena higiene bucal a encías y piezas dentales,  pero ¿qué hay de la lengua? La limpieza de ésta es muy importante para evitar infecciones por lo que debemos incorporarlo a nuestros hábitos de salud dental diarios.

Esta acción requiere muy poco tiempo a cambio de grandes beneficios para nuestro organismo además de mejorar su aspecto estético y evitar así el mal aliento. Y es que la limpieza linguan elimina las bacterias y toxinas que provocan la tinción de la lengua, hace que ésta tenga una apariencia más blanca, reduce las posibilidad de padecer enfermedades bucales, mejora el sentida del gusto, fortalece el sistema inmunitario, la digestión y la apariencia general.

Para hacerlo correctamente, es conveniente nada más levantarnos cepillarnos la lengua y así eliminar toda la capa de suciedad que se crea mientras dormimos. También se puede utilizar cepillos linguales para los que habrá que seguir este proceso:

  • Enjuagar la boca antes con agua fresca
  • Saca la lengua para poder acceder a todas sus partes
  • Fregar el limpiador desde adentro hacia afuera de la boca para quitar las bacterias
  • Pasar el limpiador tantas veces como sea necesario hasta limpiar la superficie completa de la lengua
  • Una vez terminada la limpieza se debe enjuagar con agua y jabón el cepillo hasta su próximo uso.

Ahora que ya sabes todos los beneficios de tener una lengua siempre limpia, no lo dudes más y empieza con ello y si tienes dudas, consulta con nuestros profesionales en implantología dental y cirugía maxilofacial de la Clínica Birbe.