El concepto que engloba “Surgery First” incluye la predicción y la simulación del propio movimiento ortodóntico en la que mediante esta novedosa técnica se reposiciona de forma quirúrgica las bases óseas y se corrige la malposición de los dientes. Es decir, se realiza cirugía y ortodoncia sustituyendo el procedimiento anterior que consistía en ortodoncia, cirugía y nuevamente ortodoncia. Así conseguimos que el paciente pueda someterse a un tratamiento más rápido y eficaz.

En la Clínica Birbe estamos a la vanguardia de las últimas técnicas para poder conseguir así la mejor satisfacción para cada uno de nuestros pacientes.

Ahora bien, ¿en qué casos se suele utilizar la “Surgery First“. Normalmente en pacientes con el Síndorme de Apnea Obstructiva del Sueño en la que hay obstrucción en la garganta mientras se duerme provocando la falta de oxígeno en sangre. Esto provoca fatiga, somnolencia y cansancio pudiendo convertirse en un problema que afecta a la vida diaria del paciente y que además se calcula que afecta a un 5% de la población.

Como expertos, las primeras recomendaciones básicas que se dan son la de evitar dormir de espaldas y perder peso. En segundo lugar, se procede al uso del dispositivo CPAP que es una máscara conectada a una máquina que se encarga de ir transmitiendo oxígeno de alta presión de forma continua.

Para solventar el problema de forma definitiva y no tener que depender de este aparato, la cirugía ortognática juega un papel fundamental porque es la encargada de realizar la “Surgery First” en la que avanza el maxilar, la mandíbula y reposiciona los dientes meidante ortodoncia a la vez que soluciona el problema en las vías respiratorias.

No obstante, antes se debe hacer un estudio y diagnóstico muy preciso para comprobar si el paciente es un buen candidato para someterse a esta intervención. Si es así, ya es posible poder corregir el defecto estético y el problema funcional.    

Por otro lado, esta técnica también se utiliza con el objetivo de mejorar y precisar la ortodoncia, lo que se denomina en el sector médico: ortodoncia acelerada. Esto consiste básicamente en una serie de técnicas más precisas en este tipo de tratamientos con los tornillos transaleveolares o la corticotomía.

Por lo tanto, esta técnica cuenta con ventajas muy destacadas:

  • Disminuye el tiempo de tratamiento de ortodoncia ya que no se realiza un tratamiento ortodóncico prequirúrgico y gracias también al fenómeno “Regional Acceleratory Phenomen (RAP) por el cual los dientes se mueven más rápido al realizar una cirugía donde el proceso fisiológico se activa por parte del organismo para iniciar el proceso de curación.
  • Se produce una mejora estética desde el comienzo del tratamiento ya que la cirugía se hace al principio.

Como hemos mencionado anteriormente, hay que evaluar si el paciente puede ser sometido a esta técnica ya que existen una serie de limitantes como por ejemplo:

  • Falta de coordinación de las arcadas: si la arcada superior es muy estrecha y no encaja correctamente con la inferior.
  • Extracciones dentales que dificultan la predecibilidad de los resultados en determinados casos.
  • Los pacientes con “Cara Larga”  tienen una mayor tendencia a la inestabilidad oclusal y a tener mordida abierta.

El caso ideal para “Surgery First” es, por lo tanto, aquel que tenga los dientes bien alineados o con un apiñamiento leve y los incisivos superiores e inferiores poco inclinados hacia delante o hacia detrás. Esto es fundamental para conseguir estabilidad oclusal y obtener los mejores resultados.