Son muchos los pacientes que en cuanto se nombran las muelas de juicio o cordales lo relacionan con un dolor bastante intenso. Estos molares suelen erupcionar los últimos en la dentición. Si revisamos las estadísticas nos indican que en muchas ocasiones son  muelas para extraer.

Las muelas del juicio o cordales aparecen al final de la mandíbula y del maxilar, generalmente están casi erupcionadas sobre los 18-20 años de edad, pero pueden no crecer los cuatro a la vez. Hoy en día existen agenesias de estos molares, es decir que ya no se fabrican y eso no te debe suponer ningún trauma, tu función masticatoria es más que correcta con el primer y el segundo molar.

¿ Se deben extraer las muelas del juicio?

Los terceros molares se deben extraer si te causan patología, si logra erupcionar del todo es un molar difícil de cepillar ya que está muy atrás y eso nos dificulta la higiene, es muy probable que aparezca caries.

Posibles patologías

Si erupciona en su totalidad en una posición defectuosa: Al salir torcidas alteran la posición de los otros dientes. Si ya has llevado ortodoncia y están por erupcionar las muelas del juicio debes acudir a tu dentista y controlar la salida de estos molares, ya que se puede alterar los resultados de la ortodoncia.

Si salen semiincluidas: En este caso es importante que visites al cirujano maxilifacial ya que posiblemente no erupcionen del todo habitualmente por falta de espacio ( normalmente los cordales inferiores) Al salir a medias se acumula placa bacteriana que somos incapaces de retirar y se forman infecciones con un dolor muy molesto.

Incluidas totalmente: Puede ser por falta de espacio o porque los molares deciden no salir, como paciente puedes pensar que se queden y no me las extraigo, pero debes saber que en muchas ocasiones pueden aparecer quistes, estos quistes suelen ser indoloros y su hallazgo es cuando te hacemos en la consulta una ortopantomografía.  Estos quistes pueden crecer hasta el punto de ir reabsorbiendo el hueso e incluso el caso de los quistes en cordales de la mandíbula llegar a fracturar la mandíbula.

Como siempre la prevención es básica, acude a tu dentista y el si es preciso te derivará al cirujano maxilofacial para realizar este tipo de extracciones.

Clínica BIRBE dispone de un gran equipo de profesionales que te asesorarán en lo que necesites, contacta con nosotros.