Hoy en día cualquier persona a la que le falte alguna o algunas piezas dentales tiene la posibilidad de substituirlas por implantes dentales. Si bien es cierto que en la inmensa mayoría de las ocasiones la implantología dental suele ser un éxito, en esta entrada del blog vamos a comentar cuáles son las principales complicaciones que podrían ocurrir cuando nos sometemos a la implantología dental.

  • Alergia: podría ocurrir que algún paciente fuese alérgico al material del que están compuestos los implantes dentales. El material que se utiliza es el titanio, ya que tiene una compatibilidad muy alta con los tejidos humanos. Por ello es bastante raro presentar alergia a este material.
  • Rotura del implante: podría ocurrir también, que el metal se doblara o rompiera. Es cierto que con los materiales que se están utilizando actualmente es muy complicado que se de. No obstante, la solución sería extraer el implante roto y volver a colocar uno nuevo.
  • Tabaco: la nicotina reduce la llegada de oxígeno a los diferentes tejidos del cuerpo, y ello puede debilitar los huesos que están sujetando el implante dental, provocando que el implante no se acople con el hueso. En este caso, también habría que retirar la prótesis.
  • Problemas postoperatorios: infección, dolor, daño en nervios, en algún vaso sanguíneo, o en algún otro diente, son los problemas postoperatorios más comunes, aunque bien es cierto que son sencillamente tratados por los profesionales y no revisten gravedad.

Para prevenir las complicaciones que hemos comentado anteriormente lo mejor es acudir a un buen especialista, con experiencia en este tipo de tratamientos, y sobre todo seguir las instrucciones que nos de dicho especialista al pie de la letra para poder evitar problemas no deseados.

En la Clínica Birbe somos especialistas en implantología dental y cirugía maxilofacial, y más de 10.000 pacientes han pasado por nuestra clínica. Asique no lo dudes, si estás pensando en someterte a un tratamiento de implantología dental contacta con nosotros.