Por desgracia no todas las lesiones en boca son benignas, desde este blog vamos a enseñaros que también existen las tumoraciones malignas y que debes estar atento a cualquier llaga que puedas tener si dura más de lo habitual.

Cuando se habla de cáncer de boca hablamos que se puede desarrollar en cualquier parte de la boca.

Partes de la boca donde puede afectar el cáncer

  • Labios
  • Encías
  • Paladar
  • Langua
  • Parte interna de las mejillas

Existen unos signos o síntomas generales que vamos a nombrar.

Una llaga que no hay manera que cicatrice, esto es una alarma para visitar al cirujano maxilofacial.

Llaga que sangra continuamente y no se marcha.

Dolor en la lengua contínuo.

Dolor de garganta y dificultad al tragar.

Dentaduras postizas remobibles que no tienen una buena estabilidad y rozan en mucosa continuamente.

Rigidez o dolor en la mandíbula.

Pérdida de soporte óseo en dientes.

Crecimiento de bulto en la piel o en el revestimiento de la boca.

Estos son algunos de los signos de alarma, pero ante cualquier duda debes visitar a tu médico y duran dos o tres semanas seguidas, el especialista deberá diagnosticar que no sea una infección.

Posibles causas y factores de riesgo

El cáncer aparece en el momento que las células de labio o boca empiezan a mutar, estas mutaciones hacen que las células malignas sigan creciendo y dividiéndose y las sanas mueren, cuando este tipo de células malignas se acumulasn se forma el tumor, este tumor puede extenderse a otras partes del cuerpo.

Como factores de riesgo, existen varios, el tabaco en general, cigarros, en pipa, mascarlo etc.., el consumo de excesivo alcohol y combinado con el tabaco es una bomba de relojería, la exposición intensa de sol en la zona de los labios, el virus de transmisión sexual llamado papiloma humano( VPH) y también un sistema inmunitario debilitado. También hay estudios sobre el factor genético.

¿ Cómo se puede intentar prevenir?

Muy importante no consumir tabaco, déjalo ya si fumas o si no no comiences a hacerlo.

Llevar una dieta equilibrada y consumir alimentos sanos, entre ellos variedad de frutas y verduras.

La bebidas alcohólicas beberlas con moderación.

Las exposiciones al sol siempre con protección alta.

Y algo muy importante, LA PREVENCIÓN, desde Clínica BIRBE queremos que goces de una excelente salud bucal. Para cualquier consulta contacta con nosotros.